MÁS VIOLENCIA Y MENOS EMPLEO: EL PRIMER AÑO DE AMLO

Por Vicente Calderón.
Tijuana, jueves 5 de diciembre de 2019.

 

Estos guerrerenses no fueron ni al mitin de apoyo a López Obrador ni a la marcha en su contra.

“Es el crimen el que te obliga a emigrar a otro país.” dijo Miguel Beltrán, quien fue desplazado por la violencia de su natal estado de Guerrero.

Llegaron a Tijuana, huyendo de su comunidad en Tierra Caliente. Buscan asilo en Estados Unidos.

“Aquí en México ya no pues. No hay trabajo y si hay trabajo nos quitan todo la delincuencia. El crimen organizado nos quita lo poco o lo mucho que “gánemos” declara David Reyes nativo de la comunidad de El Tálamo, en el mismo estado y también  desplazado a causa de la delincuencia organizada.

Su lamento refleja las principales preocupaciones de los mexicanos en este primer año del gobierno lopezobradorista.

El reclamo principal es de seguridad y justicia y de mejoras a la economía nacional.

Una racha de episodios especialmente  violentos empezó en Aguililla, Michoacán donde el cártel de jalisco masacró a 14 policías.

Durante los servicios funerarios de los oficiales victimas de esa emboscada los deudos increparon a las autoridades.

“Inocentes ¿Porqué no antes de mandarlos los adiestran para defenderse? Son niños de 18, 19 años ahí muertos!”

Días después vino  el operativo fallido para detener Ovidio, el hijo del Chapo Guzmán en Culiacán.

Y la virulenta reacción del cártel de Sinaloa.

Hubo bloqueos con autos que le quitaron a la ciudadanía, militares sometidos y amenazas tras la demostración de su poderío de fuego.

“Se prefirió detener el operativo y liberar al implicado para evitar  una masacre pues habrían perdido la vida centenares de personas la mayoría civiles, gente inocente” dijo el presidente  López Obrador.

Él insiste en que hicieron lo correcto.

Pero la gente piensa que la delincuencia rebasó a las autoridades.

“El gobierno mexicano tienen miedo de enfrentar esos grupos” agrega Miguel Beltrán.

Y qué decir del crimen en Sonora donde acribillaron a 6 niños y tres mujeres de la familia LeBarón.Algunos menores sobrevivieron heridos huyendo de los autos quemados.

“No puedes imaginar que hay gente que puede hacer una cosa horrible como eso.  Mujeres inocente, niños inocentes. Pero hay miles en este país que nunca ha llegado la justicia por ellos” expresó un amigo de la familia LeBarón.

El dolor y el temor obligó a que algunos de ellos abandonaran este país.

Tragedias similares se repiten en muchas ciudades mexicanas.

Más de 30 mil asesinatos este año lo convierten en el peor de que se tenga registro.

Pero en el mitin celebrado este domingo en el Zócalo el presidente mexicano reafirmó que no cambiarán su estrategia y pidió un año más tiempo para pacificar el país.