GOBIERNO ABANDONA A HAITIANOS EN ALBERGUES

 

haitijuanianos

Foto: Archivo Tijuanapress.com

Unos 200 a punto de ser lanzados a la calle.

 

 

Por Vicente Calderón

Tijuana, viernes 13 de enero de 2017.

 

En una colonia popular de Tijuana, entre la necesidad y la pobreza, la Iglesia Mejor Herencia tiene tiempo dando la mano al necesitado.

“En este albergue yo tengo un mes y 17 días” dice Lesly Tessier un migrante haitiano.

Cuando los extranjeros que buscan asilo en Estados Unidos saturaron los albergues tradicionales de esta frontera, no dudaron en ayudar

“Había como 55 afuera de un albergue durmiendo en la calle, que había mujeres y niños” recuerda el Pastor Benjamin Velazquez, sobre una de las últimas ocasiones en que las autoridades municipales solicitaron su apoyo.

Acogieron a los haitianos que el gobierno mexicano les llevó y a los que llegaban por su cuenta. Pero los dejaron solos con el problema.

Los migrantes duermen prácticamente en el suelo, algunos lo hacen sobre cobijas, algunos sobre colchonetas y los mas afortunados tienen un colchón. En el día la situación se ve menos complicada en el salón de la iglesia donde están los haitianos pero por la noche no se puede caminar porque diariamente albergan ahí a 150 personas”

Están a punto de lanzarlos a la calle.

El Pastor Benjamín Velazquez de la iglesia “Mejor Herencia” es claro;

“Si no recibimos la ayuda no podemos estar más de una semana, máximo dos”

No es que hayan perdido la fe pero los recibos de agua y luz no paran.

“Quinientos por ciento es lo que se han incrementado todos los gastos tanto de la comida diaria” dice Verónica Morales quien se encarga de la atención psicológica de las personas que regularmente atienden en el centro de rehabilitación y albergue de la iglesia.

Hay dos baños para todos, ahí se duchan y lavan la ropa

La iglesia está en numero rojos.

Muchos de estos haitianos pasan horas en el teléfono

“Todas las personas están cargando su celular y no podemos apagar bajar el brake” dice Morales. Se quedaría sin energía eléctrica toda el lugar.

Algunos tienen cita con la aduana americana hasta el próximo mes.

“Se la pasan todo el día acostados” exclama Verónica.

Otros migrantes hacen algunos trabajos y cooperan

pero los haitianos dicen que la paga es muy poca.

” Me dijeron: Por 1,200 pesos nosotros no vamos a trabajar”, dice el Pastor Velázquez

En otro templo tienen 100 migrantes más en la misma situación.

 

Anuncios