CRUZAN INDÍGENAS CUCAPAH A SONORA

Por Daniel Ángel

Mexicali, B.C., 16 de abril 2010, T.P.- Luego del sismo de 7.2 grados que se registró en Mexicali, la etnia indigena Cucapah, una de las más antiguas de Baja California, tuvo que salir del ejido Indiviso, ubicado en el Valle de Mexicali.

«En mi calidad de asesor de este pueblo indigena Cucapah, he advertido que hasta antes del temblor su situación era precaria,difícil, de miseria, y ahora el temblor ha venido a agudizar esas situaciones», destacó Ricardo Rivera de la Torre.

Los indígenas del Indiviso subieron a la mesa de Andrade, una meseta en los límites entre Baja California y Sonora, estados separados por un canal.

A ese mismo terreno ubicado en san Luis Rio Colorado, llegaron habitantes del poblado Johnson, del estado de Sonora, ambos formaron un asentamiento en el que están llevando su vida cotidiana en condiciones adversas.

«Cuando pasó el temblor todos nos vinimos aquí que es la parte alta, y ahorita ya vinieron a decir que nos regresaranos, que van a arreglar las casas, pero mucha gente tiene miedo de volver» (sic), platicó María de la Luz Macías Hurtado, residente del Indiviso.

«La casa se partió y anoche dormimos allá pero afuera, sacamos las camas y hicimos un cuarto así con lonas», dijo.

Los apoyos a esa zona han llegado pero hay condicionantes, según comentó Mariela Coronado.

Mariela Coronado apuntó: «Algunas personas del Indiviso se tuvieron que ir porque les dijeron que aquí no les iban a traer la ayuda, entonces la gente está regresando».

«El que ha venido más es el gobierno de Sonora, es el que más ha atendido a la gente, aquí están las ambulancias y los doctores que no han dejado de atender a a toda la gente parejo, sea Baja o Sonora», indicó María de la Luz.

En ese asentamiento, en el que militares comienzan a instalar casas de campaña y ya trabaja una cocina, nació una niña que todavía no tiene nombre.

«Todavía me faltaba supuestamente para aliviarme, me aliviaba los últimos de este mes y se adelantó», dijo su madre, Julia Gualajara

«Desde que me dieron de alta aquí estamos», señaló.

Según comentaron otros afectados, sólo esperarán a que la situación mejore para volver a sus casas.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: