EXPEDIENTE CONFIDENCIAL

Por Gerardo Fragoso M.
Como El Barzón
Baja California vive una situación muy grave en cuanto a sus finanzas. Al estado fallido que ya existía en temas políticos y de seguridad pública, ahora se añade el componente económico.
Las arcas del estado se hallan vacías y nadie está siendo llamado a cuentas por ello, ni tampoco nadie, desde la oposición, exige castigo para los responsables. Porque ya no es hora de explicaciones. Esas ya están de más, ante lo nítido de la situación. Es hora de exigir que paguen quienes llevaron a Baja California a la bancarrota. Estamos en una situación como la que antes vivieron Coahuila, Chihuahua, Veracruz, Quintana Roo, Nuevo León o Tabasco. Ya basta de tapar el sol con un dedo.
La oposición, que se levanta en armas cuando se trata de una APP, calla ominosamente ante el impago a los maestros y empleados del Cecyte; guarda silencio -cómplice, porque no hay otro en este caso-, ante el hecho de que jueces, secretarios de acuerdo y notificadores del Poder Judicial, no hayan recibido su salario a tiempo; fingió demencia cuando no le pagaron a profesores jubilados y pensionados. Fuentes indicaron a este reportero que, hoy, de nuevo, no se les pagará. Y ante ello, líderes, diputados y regidores de partidos como Morena, PBC o PT, están calladitos ¿Tanta es la complicidad con el gobierno estatal? Ya ni hablemos de PRD o MC, que llevan todo el sexenio en la misma cama de la administración panista ¿Por qué aquí no se levantan en armas como pasa con las APP? Porque aquí no hay posibilidades de chantajear a los empresarios y funcionarios que se benefician de esos negocitos. “Me quedo calladito, o voto en favor de tu APP, o llego tarde a la sesión y no voto, pero me das para mis vacaciones en Vail o Hawaii”. No cabe duda, la oposición está llena de pura gente “decente”.
Y los responsables de vaciar las arcas salen y, como La Chilindrina, nada más dicen “ejem, ajam” y encogen los hombros. ¿Dónde está el dinero? Nadie sabe, nadie supo. Y sale el máximo responsable del caos, nuestro “precioso”, a decir, como miembro de El Barzón, que debe, no niega, pero que para pagar no tiene. Que a ver si Andrés Manuel lo rescata “nomás” con 4 mil millones de pesos. Y eso, solamente para solventar las deudas con los maestros. El colmo del cinismo.
Por supuesto, cuando un profesor jubilado o un administrativo del Cecyte lleguen a Wal-Mart, para hacer el mandado, nada más dicen “es que el gobierno federal no dio los apoyos extraordinarios” y les fían el mandado. O cuando llegue su casero a cobrar la renta, nada más le dicen “que el ‘precioso’ dice que aguantemos a que AMLO lo apoye” y ya no cobra el alquiler. Los políticos y funcionarios, con sus sueldazos millonarios, más lo que roban y extorsionan, no saben de no llegar a fin de mes. Ellos pueden pasarse tres meses sin cobrar y no hay bronca. Creen que todos son iguales.
Ahora bien, ¿por qué hace falta que AMLO le dé al gobierno estatal apoyos “extraordinarios”; es decir, dinero extra, de más? Supuestamente, todo está presupuestado desde inicio de año. El socavón, el boquete, el desfalco, es inocultable. Por menos de eso, la sociedad civil clamó justicia contra Rodrigo Medina. Ni hablar de Chihuahua, Quintana Roo o Veracruz. Parece que aquí no tenemos a nadie como los Gidi, dos hermanos -él empresario, ella actriz- que han exhibido y luchado contra toda la porquería de Javier Duarte, primero, y de Yunes, ahora. Tal vez, por ello, ha sido tan fácil saquear Baja California.
Kushner: La dupla que desgobernó a México durante seis años, conformada por Enrique Peña Nieto y Luis Videgaray, se va con una tropelía final: otorgarle la condecoración del Águila Azteca, la máxima que se puede dar a un extranjero, a Jared Kushner, yerno de Donald Trump. Videgaray, que se exiliará en Estados Unidos, le da así un regalo a su gran amigo, quien, en contraparte, le concederá la nacionalidad ‘gringa’. Espero que, ahora si, México ya no vuelva a creer, en 12, 20 o 50 años, que puede haber un “nuevo PRI”.
Comentarios: gerfragoso@gmail.com
Twitter: @gerardofragosom
Anuncios