NIÑOS, EN EL LAVATORIO DE PIES

Realizado en la Catedral de Tijuana.

 

Por Eliud Ávalos Matías

Tijuana, jueves 17 de abril de 2014

 

Este Jueves Santo se celebró la misa En la Cena del Señor (InCena Domini) y el Lavatorio de Pies con la participación de niños necesitados de casas hogar, quienes participaron como los apóstoles, dio a conocer el  obispo de la Arquidiócesis de Tijuana, Rafael Romo Muñoz.

La misa tuvo lugar en la Catedral de Nuestra Señora de Guadalupe en el centro Histórico de Tijuana. El templo lució lleno, aunque no como en otras celebraciones. Sobre la misa Romo muñoz comentó que esto es el origen de la institución de la misa, de la eucaristía.

“Es el aniversario de ella y del sacerdocio. El Jueves Santo, Jesús fundó su presencia en el pan y en el cáliz y fundó el sacerdocio, que dio a los apóstoles para que continuaran lo que acababa de hacer. Por eso les dice, cuando hagan esto, acuérdense de mí”.

Dijo que ahí mismo en La Cena del Señor se realiza el Lavatorio de los Pies, o el momento en que Jesús acabada la cena se levanta, se quita la túnica, se pone una toalla y empieza a lavar los pies a los discípulos.

“Jesús les dice, yo que soy el señor y el maestro, he hecho esto con ustedes como un signo de lo que ustedes deben hacer. Este es un signo de humildad para servir a los demás con toda generosidad”.

Sobre la participación de niños que estuvieron en representación de los 12 apóstoles, dijo que en otras ocasiones han sido 12 hombres.

“Recios, rudos y que todos los oficios litúrgicos están presentes, en ellos se hacía el lavatorio, hoy dispuso el párroco de aquí que fueran unos niños. El Papa Francisco también nos mostró un simbolismo al disponer fuera del Vaticano esta celebración del lavatorio de los pies con otras personas, con discapacitados, etc.”.

Por último invitó a los feligreses a acudir a las celebraciones y darle más tiempo a la devoción.

“En alguna celebración alguien miró el reloj y lo habrá visto con toda necesidad o rutina, pero como es posible que le estemos pichicateando el tiempo a Dios, cuando de allí se va a la fiesta y no va a ver el reloj”, dijo con algo de humor.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: