INFUNDADAS LAS QUEJAS DE LOS MAESTROS PROTESTANTES

Considera delegado de Educación.

 

Por Daniel Ángel

Tijuana, miércoles 13 de noviembre de 2013

 

Las demandas de los profesores inconformes con la reforma educativa son difíciles de atender porque no tienen razón de ser, consideró el delegado de la SEP en el estado, Raúl Pompa Victoria.
 
«¿Hay un razonamiento real?», cuestionó el funcionario federal sobre el malestar de los docentes que en el estado han realizado marchas y bloquearon en una ocasión la garita de exportación de mercancías en esta ciudad.
 
Insistió en que no serán despedidos, ni la educación se privatizará, y afirmó que si hay confusión sobre los alcances de la reforma, es porque ésa ha sido la intención de parte de los inconformes.
 
«Si no existe razón cómo se van a atender», preguntó el delegado de la Secretaria de Educación Pública (SEP) en el estado.
 
El funcionario federal que previamente calificó las movilizaciones como «brotes pequeños que hacen mucho ruido», subrayó que la atención a estos profesores corresponde a las autoridades estatales.
 
Al preguntarle qué hacer con las manifestaciones que terminan padeciendo ciudadanos, el delegado Pompa Victoria descartó de inmediato el uso de la fuerza pública.
 
«Caeríamos en el desorden nuevamente, en un levantamiento social», justificó su razonamiento el funcionario federal.
 
Al final confió no en que la situación se regularizará puesto que la reforma ya fue promulgada, y apeló nuevamente al racionamiento de los quejosos.
 
«El sector más preparado del país es el magisterio, eso es lo que yo creo, o debería de serlo», apuntó.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: