FALLECE EL PADRE MONTAÑO

Gerardo Montaño Rubio, el sacerdote católico que intercediera por los Hermanos Arellano Félix ante el Nuncio Apostólico tras el asesinato del Cardenal Posadas Ocampo falleció ayer en Ensenada.

Aparentemente fallecio a consecuencia de un paro cardiaco, que ocurrió mientras dormía según comentaron personas allegadas al padre Montaño.

El que hasta ayer fuera Parroco de una iglesia en Ensenada será velado el día de mañana en Tijuana.

Sus servicios fúnebres serán el miércoles en la iglesia del Seminario Mayor de la Avenida Ocampo esquina con calle 10.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: