LA «NARCA» DE LOS 18

Por Vicente Calderón.
Tijuana, 23 de abril de 2010.

Apenas ha cumplido la mayoría de edad y ya está señalada como narcotraficante.
Este viernes, el ejército la exhibió tras un fusil, cargadores y cartuchos y en la misma
mesa, la droga que aseguran encontraron en el domicilio donde la detuvieron.

Pero no está sola. A su lado, un hombre de 25 años, mira a las cámaras que le
fotografían sin amilanarse. Él se llama José Ángel Mendoza Gutiérrez.
Ella refleja en su rostro la angustia de estar presa a manos
de los soldados. Sus ojos se ven hinchados por el llanto.

Y aunque se puede especular que nunca se ha de haber sentido tan alejada de
su compañero, la verdad no se sabe.

Apenas quisieron intercambiar unas palabras y los soldados les gritaron para que
dejaran de estar platicando.

Y la verdad no se sabe, porque nadie informa. El ejército solo pasa un boletín.
Como si fuera un «machote» repite lo que tantos otros que han distribuido
a la prensa en los últimos 2 años y cacho.

Que fue gracias a una denuncia ciudadana. Que los vecinos percibieron fuertes
olores químicos y por eso acudieron a «investigar».

Ella, Aimee Nayelli Serrano Cisneros. Tijuanense. Tal vez era una especie de
reina del cristal, en su cuadra en el Maclovio Rojas y una experta en la producción de «la droga
sintética».

Tal vez es una victima inocente. Que estaba con su pareja y a pesar de que ella le
dijera que dejara de fabricar «criko», nunca le hizo caso. Y ahora como lo quería tanto,
le tocó la de malas y estaba en el lugar equivocado en el momento equivocado.

Los militares dicen en su boletín que el domicilio de la calle 28, en la colonia ubicada en
la delegación la Presa Rural era un narcolaboratorio.

Por eso dicen, encontraron ahí las 2 bolsas de cristal que dieron poco más de 4 kilos y medio
de «criko» o cristal y 5 envoltorios de 113 gramos y 70 dosis o «globitos» que ahora
desplegaron en una de las mesas que usan los soldados cada que invitan a los medios
a una «presentación de resultados».

Esos «globitos» de aproximadamente 8 gramos cada uno, se venden en las calles
en unos 50 pesos.

En el contenedor cilíndrico encontaron metanfetamina líquida dicen los elementos
castrenses. Pero también hallaron precursores químicos para eleborar la droga,
como ácido clorhídrico y sosa cáustica.

El fusil era un norinco calibre 7.62 X 39mm., con 4 cargadores y 126 cartuchos y para
finalizar el recuento de lo confiscado mencionan 2 vehículos.

Pero si Aimee Nayelli quedará presa o volverá a al Maclovio Rojas en la Presa rural es
poco probable que se sepa. Una vez que sea turnada junto con su acompañante
a la PGR para que el juez determine su responsabilidad el público, los lectores,
la sociedad ya no sabrá de ella.

La ley dice que en este país todo mundo es inocente hasta que se demuestre
lo contrario. Pero después de esto, generalmente, «ya no se sabe»

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: