PIDEN AYUDA PARA MENOR

Por: Anna Romero/Leonardo Ortiz

Tijuana, BC, 6 de diciembre de 2009, TP.- Damaso Martin Moreno Méndez es un joven de 16 años con ganas de estudiar, salir a la calle, jugar fútbol o tan sólo correr.

Pero por su enfermedad, él no puede hacer cosas que muchos jóvenes realizan. A Damaso le dejaron de funcionar sus riñones desde hace aproximadamente 10 meses y en el lapso de ese tiempo ya lo han operado en 3 ocasiones. Él tiene insuficiencia renal.

“Ya no puedo jugar, ya no puedo comer muchas cosas que un adolescente quisiera comer, ya no puedo correr, no puedo jugar ni patear una pelota” dijo el joven.

Lo que más le gustaría recibir a Damaso es un trasplante de riñón, porque considera que la vida con esta enfermedad es muy dura.

“Son dolorosas las diálisis… al principio no podía respirar, no podía hablar, se me iba mucho el aire de que uno se hincha y eso, en la hemodiálisis a cada rato te están sacando sangre, o cuando te pican y eso duele la garganta, como traigo el catéter, cuando me limpian siento como acido en la garganta”

El joven expresó que extraña ir a la escuela, y le gustaría en un futuro regresar a la escuela y estudiar para ser nefrólogo por que se enteró que existen muy pocos en todo el país.

Al respecto, Gloria Méndez, madre de Damaso dijo que le tienen que realizar 3 hemodiálisis a la semana al joven, pero no cuentan con los recursos suficientes para cubrir todos los gastos, y además no quisieron asegurar al joven pues no está estudiando.

“Yo me puse a trabajar más que nada para que me lo pudieran atender en el seguro, entonces dijeron que como él no estaba estudiando no lo podían atender, que porque no tenía derecho al seguro, él no puede estudiar así… le dijeron que no”

“Yo fui y le rogué al jefe de piso y le dije que me diera una prórroga para que a mi hijo me lo atendieran y me dijo que no, es que ¿Si se muere? Ni modo me dijo, vaya a ayuda en el hospital general” expresó la madre.

Lo que Gloria Méndez pide es la ayuda de la comunidad para poder seguir realizando la hemodiálisis a su hijo y brindarle una esperanza de vida.

“Lo que pido es que me echen la mano, que me ayuden con lo poco que puedan”

Si usted gusta ayudar puede comunicarse al teléfono: (664) 220 9690, mandar su ayuda a la siguiente dirección: calle Río Blanco, # 36 en la colonia Torres del Matamoros o depositar en la cuenta 2701505823 de Bancomer

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: