RECUERDAN PADRES POLICÍA ASESINADO

corona a policia foto“Queremos justicia, no nos lo va a devolver nada pero al menos queremos que los culpables sean aprehendidos y sean castigados conforme a la ley, nada más, no pido venganza, nada mas eso”.

Son palabras de la madre de Sergio Adalberto Acosta Molleda, agente de la policía municipal asesinado el nueve de noviembre del 2006 sobre el bulevar fundadores.

Sus padres acudieron hoy al lugar donde el uniformado fue emboscado hace dos años y medio; reclamaron la falta de coordinación ante la cercanía del lugar con el ejército, la comandancia de la policía municipal y las instalaciones de la policía estatal preventiva (PEP).

Hoy, recordó su padre el doctor Acosta, cumpliría 31 años de edad su único hijo, el agente que dejó esposa e hijos tras fallecer en el hospital luego de ser atacado a tiros por sujetos aún sin detener.

En varias ocasiones la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) ha sido cuestionada por los casos sin resolver de policías asesinados presuntamente por el crimen organizado.

En lo que va de este año han sido 16 los elementos asesinados, siete de ellos hace dos meses en distintos puntos de la ciudad y en menos de una hora, donde ningún responsable ha sido detenido.